El olor a nuevo del uniforme escolar trae esperanza a los comerciantes

La calle Vargas tiene veredas amplias. Los cables de luz obstruyen el paisaje y los rótulos de los locales revelan lo que se allí se vende