Los religiosos de la Iglesia Católica llevaron una imagen réplica del Cristo del Consuelo, durante un sobrevuelo que efectuaron en Guayaquil. En el vuelo, los curas emitieron plegarias por la salud de enfermos y médicos afectados por la pandemia.