El Presidente hizo varios anuncios en el recorte del gasto público; la rebaja de horas de trabajo y sueldos, con excepciones, es la clave. Hay otras medidas que acompañan la difícil decisión.