Decenas de ballenas, que fueron rescatadas, quedaron varadas por segunda vez cerca de Farewell Spit, el arenal natural más largo del mundo, situado al noroeste de la Isla Sur de Nueva Zelanda, informaron este 22 de febrero del 2021 fuentes oficiales.