El segundo año

Pese a las tormentas políticas y las desmesuradas guerras de territorio entre funciones públicas, el primer año de gobierno ha sido benigno.